Turismo : Bosnia-Herzegovina : vuelos, hoteles, restaurantes, gastronomica

+
» Hispavista Turismo > Países del mundo > Bosnia-Herzegovina

Suscríbete gratis al boletín de HispaVista viajes

Busca en Páginas amarillas
Guía de actividades
Actividad:

Empresa

Provincia

Código postal

Localidad

Países del mundo

Bosnia-Herzegovina

Bosnia-Herzegovina

Bosnia-Herzegovina ha sido siempre uno los más bellos países de la Federación Yugoslava. Debido a la guerra, muchos de sus monumentos y obras de arte fueron derruidos, y en la actualidad se están reconstruyendo. Sin embargo, el visitante podrá admirar la belleza de muchas mezquitas, castillos, casas señoriales y barrios populares que siguen en pie tras el conflicto en las principales ciudades del país.

Buscar más sobre Bosnia-Herzegovina

Nombre oficial

Republika Bosna i Hercegovina

Idiomas

La lengua oficial es el serbo-croata.

Capital

Sarajevo

Moneda

Dinar bosnio

Extensión

51.129 kilómetros cuadrados

Electricidad

220 voltios

Población

3.124.000 habitantes

Uso horario

GMT+1


Merece la pena descubrir este país que, pese a una cercana guerra, mantiene su espíritu hospitalario y conserva muchos de sus más emblemáticos edificios. El paisaje es montañoso en las zonas central y sur, mientras que en los valles de los ríos Sava, Drina y Neretva predominan los llanos y las mesetas.

Datos generales

Climatología

El clima es continental con veranos muy calurosos donde las temperaturas sobrepasan los 30º. Los inviernos son rigurosos, con temperturas de 0º. La temporada de lluvias se extiende de octubre a diciembre y de abril a junio, y son frecuentes las temporadas de nieve.

Geografía

Bosnia-Herzegovina es una república del sureste de Europa situada en la península de los Balcanes. Limita al norte y oeste con Croacia, y al este y sur con Serbia y Montenegro. Parte constituyente de Yugoslavia, declaró su independencia en 1992, lo que provocó el estallido de una guerra civil. Su territorio ocupa 51.129 kilómetros cuadrados de superficie y Sarajevo es la capital, si bien Banja Luka es, desde la conclusión de la guerra, la sede de gobierno de los serbios de Bosnia. El paisaje de este país es montañoso en las zonas central y sur, mientras que en los valles de los ríos Sava, Drina y Neretva predominan los llanos y las mesetas.

Sociedad

El país se divide en Federación de Bosnia y Herzegovina (zona musulmano-croata) y la República Serbia de Bosnia. En general, los bosnios (serbios, croatas y musulmanes) son muy hospitalarios, amables y afectuosos con los extranjeros, laboriosos en el trabajo y creyentes en lo religioso.

Religión

Los musulmanes (40 por ciento) son el principal grupo religioso, aunque también hay ortodoxos (31 por ciento), católicos (15 por ciento) y personas que se confiesan de otras religiones (14 por ciento).

Economía

Bosnia es una de las repúblicas más pobres de la antigua Yugoslavia ya que la economía del país se encuentra estancada desde la guerra y sobrevive debido a la ayuda exterior, gracias a la cual el país se está reconstruyendo. Su principal fuente de ingresos siempre fue el ganado y la minería. Hoy día, sus principales zonas de cultivo están plagadas de minas, pero el territorio posee considerables recursos minerales de acero, bauxita, manganeso, cobre y zinc. También existen extensos bosques, que se explotan para la industria maderera. La industria ocupa al 18 por ciento de la población activa, en especial la siderurgia, metalurgia, química, textil, del tabaco y mobiliarias.

Capital

Sarajevo es la capital del país y está situada en un agradable valle rodeado de montañas. Hoy día está recuperándose de una triste y devastadora guerra. En esta ciudad predomina la arquitectura de influencia árabe, aunque también se conservan edificios góticos y del barroco, pero otros muchos monumentos han sido cruelmente castigados por el conflicto bélico. Minas antipersona, casas ametralladas y edificios desplomados es parte de la imagen de Sarajevo, una ciudad que antes de la guerra estaba rodeada de bellos edificios de gran valor artístico.
Aún se conservan algunos de ellos,como los Baños turcos y algunos templos y mezquitas, de otros sólo queda el recuerdo de lo que fueron, como la mezquita Husref Bey. Entre los lugares de especial significación histórica está el Puente del Príncipe, escenario en 1914 del atentado contra el archiduque Francisco Fernando de Austria y su esposa por parte del nacionalista serbio Gavrilo Princip. El barrio de Bascarija, foco de la cultura, la economía y el comercio, conserva parte de su pasada opulencia, con bellas fachadas arabescas y hermosos trabajos de filigrana.
Sarajevo ha reabierto algunos de sus teatros, galerías de arte y museos, entre los que destaca el Museo de Bosnia-Herzegovina y la Casa Svrzo, que acoge un museo. A las afueras de la ciudad el viajero podrá visitar Butmir, uno de los yacimientos arqueológicos más importantes de los Balcanes. También podrá ir a Ilidza, para disfrutar de sus aguas termales en Sarajevo. Esta ciudad, pese a estar parcialmente derruida conserva muchos de sus majestuosos edificios. Un viaje a este país resulta muy interesante porque aún en la actualidad goza de un gran valor histórico y cultural.

Gobierno

La jefatura del Estado es una presidencia de carácter rotativo que recae sobre un representante de cada una de las comunidades principales: musulmanes, croatas y serbios. La democacia se encuentra en fase de reconstrucción tras la guerra.

Historia

El territorio de Bosnia-Herzegovina formaba parte de Iliria. Romanos, vándalos, eslavos y húngaros dominaron el país en el pasado. Stephan Tvtko se proclamó rey de Serbia y Bosnia en 1376. Tras su muerte, un jefe bosnio ocupó la región de Hum, que pasó a llamarse Herzegovina.

Los dos territorios pasaron a ser provincias del Imperio Otomano desde 1483, hasta finales del siglo XIX, época que se caracterizó por el gran número de disturbios que se produjeron entre croatas católicos, serbios ortodoxos y musulmanes. La monarquía austro-húngara se anexionó Bosnia y Herzegovina en 1908.
En 1914, Francisco Fernando, heredero al trono de Austria-Hungría, fue asesinado en Sarajevo, lo que precipitó la I Guerra Mundial. En 1918, Bosnia y Herzegovina pasaron a formar parte del Reino de los Serbios, Croatas y Eslovenos, bajo la monarquía del rey Alejandro I Karagjorgjevic. En 1929 cambió la denominación por la de Reino de Yugoslavia.
Durante la II Guerra Mundial, las potencias del Eje invadieron y desmembraron Yugoslavia. Al final de la guerra, Josip Broz Tito creó una Federación Yugoslava con Bosnia-Herzegovina como una de las repúblicas constituyentes. Las tensiones étnicas continuaron, y empeoraron a partir de la muerte de Tito en 1980.

Durante 1991, las tensiones étnicas se extendieron por toda Yugoslavia. Cuando Croacia y Eslovenia declararon su independencia en 1991, gran parte de los serbios que vivían en esas repúblicas proclamaron su lealtad a la Yugoslavia dominada por los serbios. En Bosnia y en Croacia crearon las denominadas
‘repúblicas autónomas serbias’ (RAS).
El rechazo del gobierno bosnio a estas entidades condujo al estallido de conflictos armados entre serbios y el resto de la población, conflictos que aumentaron una vez que Macedonia obtuvo su independencia de Yugoslavia en noviembre de 1991 con el nombre de Ex-República Yugoslava de Macedonia. En 1992 Bosnia-Herzegovina declaró su independencia. A comienzos de abril, los serbios iniciaron los ataques contra habitantes musulmanes y croatas de la república. En 1993, comenzó el enfrentamiento abierto entre croatas y musulmanes en Bosnia central, finalizando el conflicto en 1994.
A comienzos de 1996, nació el Tribunal Internacional para los Crímenes en la Antigua Yugoslavia de La Haya (Países Bajos) para procesar, juzgar y sentenciar a los sospechosos acusados de crímenes contra la humanidad en la antigua Yugoslavia.

Arte

En Bosnia-herzegovina se conservan muchos vestigios de los antiguos pobladores, como yacimientos neolíticos e ilirios, entre los que destaca Butmir, y legados romanos como los de Ilidza y Mogorjelo. Durante la guerra fueron destruídas numerosas obras arquitectónicas, pero se han conservado otrasde gran valor. Se conservan pergaminos de origen bogomilo (concepción dualista procedente de Bulgaria y de seguidores del obispo Bogomil), que presentan unas interesantes miniaturas del período gótico.
Entre los trabajos artísticos autóctonos, destacan la decoración en relieve, de temáticas religiosa y cortesana. Aún se conservan numerosos templos y mezquitas, de influencia turca, como las mezquitas de Sarajevo, Travnik y Banja Luka y las caravaneras de Morica en Sarajevo. Algunos puentes como los de Mostar o Visegrad están reconstruyéndose. Además, se mantienen en pie colosales palacios y residencias señoriales e iglesias católicas.

Otros viajes a países del mundo

Niger

Niger

Situado en el África occidental, Níger nos ofrece una naturaleza de contrastes la aridez del desierto y la fertilidad de las riveras del río Níger. Una pluralidad étnica y...

Bielorrusia

Bielorrusia

Bielorrusia es un país que ha vivido muy próximo a Rusia tanto geográfica como culturalmente, y que supo levantarse de nuevo tras de los destrozos sufridos en la II Guerra...

Emiratos Árabes Unidos

Emiratos Árabes Unidos

Los Emiratos Árabes Unidos forman un estado federal constituido en 1971 y compuesto por siete estados independientes de la llamada "Costa de los Piratas", en el Golfo Pérsico: Abu...

El tiempo

El tiempo

Información del tiempo, pronostico, temperatura... de ciudades españolas y extranjeras.

Callejero

Callejero

Los mapas del Callejero HispaVista son la mejor solución para hallar todas las calles, polígonos, hostales, etc.

Busca fácilmente y con rapidez en el mapa de todas las provincias y ciudades de España. Puedes buscar en un mapa de provincia, un mapa de localidad, etc. Este callejero te permite, por ejemplo, encontrar hostales en Madrid o una calle determinada mediante un mapa completo de cada población.

Consulta también Páginas Amarillas para ayudarte en tus búsquedas.

Política de cookies |